Portales de recruiters, o la importancia del factor humano en la contratación



A la hora de llevar a cabo un proceso de selección, los departamentos de Recursos Humanos pueden optar por gestionarlo íntegramente, o bien utilizar alguna de las plataformas ATS disponibles en el mercado. Una tercera opción, que va cobrando cada vez más fuerza en los últimos tiempos, es recurrir a los servicios de un portal de recruiters.


¿En qué consisten estos portales? Se trata de una especie de marketplaces B2B, a los que acuden las empresas que están en búsqueda de personal. El portal actúa como punto de conexión entre las empresas que buscan trabajadores y headhunters, empresas de selección y profesionales independientes, que son los encargados de seleccionar y filtrar a los candidatos más adecuados para cada oferta.


De esta manera, las empresas pueden acceder a una red de potenciales candidatos más amplia y diversa que la que ofrecen muchas empresas especializadas en contratación, con la ventaja de centralizar todas las operaciones e interactuar con un único proveedor. Este modelo también supone una ventaja para el headhunter, que accede a un canal con cientos de potenciales clientes, lo que le permite centrarse exclusivamente en los procesos de búsqueda de talento.


Un modelo que favorece a todas las partes


Los portales de recruiters son una manera de democratizar la contratación de perfiles especializados. Es posible que una startup o una pyme no puedan permitirse las tarifas de un headhunter, pero sí pueden asumir las condiciones de pago que fijan estos portales, que generalmente solo cobran a sus clientes en caso de que la incorporación se haga efectiva.


Además del precio, otras ventajas a destacar son:

  • Un considerable ahorro de tiempo: para un proceso de selección internacional, se estima que la duración se reduce de una media de 38 días a 14. En procesos nacionales, las empresas pueden disponer de una lista de candidatos (generalmente, alrededor de 10 perfiles), filtrada y validada por el recruiter, en menos de una semana.

  • Los portales son escrupulosos a la hora de aceptar a un headhunter. Antes de trabajar con ellos, se aseguran de que se trata de profesionales serios, que conocen bien el sector y que pueden aportar una cartera de candidatos solvente. Este rigor garantiza la calidad de todo el proceso.

  • Procesos más eficientes: si el departamento de Recursos Humanos se encarga personalmente del proceso de selección, e incluso si utiliza una plataforma ATS, es posible que tenga que bucear entre cientos de candidaturas, y ese esfuerzo ni siquiera garantiza que vaya a encontrar al candidato más apropiado. Dejando el proceso en manos de especialistas con dedicación plena, las posibilidades de encontrar al candidato idóneo son mucho más altas.


También debemos tener en cuenta la importancia del factor humano. Los criterios objetivos de valoración y selección que aportan los recruiters son a menudo más valiosos que la potencia de los algoritmos, que tal vez puedan encontrar una aguja en un pajar, pero no llevar a cabo el trabajo altamente cualificado de una persona. Los seres humanos son complejos, y no siempre es fácil calificarlos de manera objetiva; también puede ser complicado evaluar los requisitos necesarios para determinados puestos de trabajo, incluyendo las soft skills.


Continuamente escuchamos hablar sobre la importancia del upskilling y el reskilling. El talento es complejo, dinámico y en constante evolución. Las empresas necesitan profesionales que aporten lo último en conocimiento y habilidades. Para encontrar el mejor talento, necesitan ir un paso por delante: adelantar necesidades futuras, incluso evaluar candidatos que ni siquiera se plantean cambiar de trabajo. Y para esa misión, necesitan la ayuda de reclutadores especializados. Por todo esto, la intervención de una persona continúa siendo imprescindible.



Algunos ejemplos de recruiters B2B

Talentoo (España, 2019)

Plataforma B2B totalmente digital de selección de personal. La publicación de ofertas es gratuita, y los clientes solo pagan en caso de incorporar a un candidato.

iHunt (Chile, 2019)

Plataforma de recruiting que apuesta por el poder de la economía colaborativa. Con presencia en toda Latinoamérica, comenzará en Francia su proceso de expansión ultramar.

Talentory (Suiza, 2009)

Plataforma internacional, opera en toda Europa con pymes y grandes empresas de diferentes sectores.

RecruitingHub (Reino Unido, 2016)

Esta plataforma emplea tecnologías de ML e IA para conectar de manera más eficiente a empleadores y reclutadores.

BountyJobs (Estados Unidos, 2006)

Su lema: “La tecnología no puede sustituir a los humanos en la selección, pero puede hacer que colaboren de manera más efectiva”.


0 views0 comments